banner ad
banner ad

La caja de Pandora en la OFGC

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

La caja de Pandora en la OFGC

Que el ejercicio de la infamia no conoce freno se deduce claramente a la vista de las actitudes y discursos que nos brindan de continuo los miembros del comité de empresa de Fundación Orquesta Filarmónica de Gran Canaria.

Ahora, ante la celebración de la rueda de prensa de los otros músicos (el pasado viernes día 5) persisten en sus viciados argumentos, es decir, en el cultivo del descrédito personal y la descalificación profesional tanto de la concertino Mariana Abacioaie como de la violinista Vanesa Gherman Abacioaie. Reiteran la misma mezquindad y sinrazón porque carecen de un respaldo consistente al que aferrarse.

La consigna que les mueve es indudable: los turbios suelen ser ruidosos porque creen que el barullo tapa bien la mentira.

¿Existe acaso un motivo más deleznable que convocar una huelga para que despidan a una compañera? Es el primer punto de sus exigencias, con el que no contemplan la posibilidad de transigir ni de negociar. Esta huelga-exprés, -anunciada nueve días después de la fecha del contrato de Vanesa- pone en evidencia el profundo malestar que les causa aceptar el derecho de la violinista a ocupar la plaza que le corresponde.

Mal que les pese, no se trata de admitir a “un intruso” ni a una “sobreprotegida”, según sus palabras, sino de integrar en el conjunto a una excelente profesional, con un alto nivel de formación (del que, por cierto, muchos de ellos carecen), que además participó durante siete años en la filarmónica como extra tras superar unas audiciones. Como superó el proceso de selección de hace dos años, tropezando únicamente con el escollo de la manipulación y la falta absoluta de transparencia en la fase final de las pruebas.

Fueron incluso capaces de improvisar nuevos baremos de calificación inventados expresamente para ella, ignorando las precisiones del convenio colectivo.

No es de extrañar la falta de respeto por cualquier tipo de examen, dado que encabezan este ataque despreciable los que no han pasado por ninguno. Así se entiende que se atribuyan la capacidad de decisión de a quién debe contratar o no la empresa.

Por cierto, es curioso comprobar cómo algunos de los huelguistas que hoy abominan de la concertino y de la violinista (afirman incluso que ni siquiera saben tocar), no dudaban, hace poco tiempo (ah, pero eso fue antes de las pruebas) en participar en la orquesta de cámara que dirige la primera, y en compartir incluso concierto, codo con codo, con la segunda.

Debe de ser que en sus cabezas guardaban bien escondida la “caja de los truenos” y que aguardaban para abrirla a la tremenda osadía cometida por Vanesa: el deseo de obtener una plaza en su orquesta en igualdad de condiciones que el resto de aspirantes.

Eduvigis Hernández Cabrera

Eduvigis Hernández Cabrera (Treinta y Tres, Uruguay, 1961) reside desde 1972 en Las Palmas de Gran Canaria. Ha publicado los siguientes libros: Muerte natural y otros suicidios (Ediciones Baile del Sol, 2007); Fantástica Fábula (alharafishedita, 2010); La Lógica del rastro (Gas Editions, 2012) y ciudad(es) (Aulaga Literaria, 2013), en colaboración con la artista Fabiola Ubani. De 2014 es su texto Verbo Cisne dentro de la colección Rumores de Artemisia, publicado por Aulaga Literaria.

 

 

ARTÍCULO RELACIONADO

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

Etiqueta: , , , ,

Categoría: Huelga OFGC, Edugividis Hernández Cabrera

Comentarios (7)

Trackback URL | RSS de los comentarios

  1. Diletante dice:

    No se puede empezar a escribir barbaridades e improperios contra un colectivo con la única versión de su querida y amada concertino.Le invito a que se informe sobre los procesos selectivos de las orquestas y de la importancia de la tercera fase ( trial ).Seguramente es la fase más importante del proceso ya que los candidatos muestran su verdadero desarrollo en la orquesta e integración en aspectos técnicos como sonido,afinación,ritmo en el colectivo.Entiendo que usted no está familiarizada con dichos aspectos y sus palabras están llenas de rabia por su estrecha relación con la familia pero tiene que saber que en estos últimos 20 años, jamás se presentaron reclamaciones en las audiciones de la orquesta.Únicamente esta vez que la hija de la concertino no entró.Casualidad?

    • Eduardo dice:

      Diletante, lo que has dicho de los procesos de selección queda ampliamente explicado en estos artículos de prensa http://www.canarias7.es/articulo.cfm?id=432097
      CCOO tampoco apoya a vuestra opinión y se desmarca de que un comité de empresa pida el despido de una trabajadora.
      En cuanto a tus procesos de selección al menos la mitad de la orquesta ha entrado sin pruebas, y unos cuantos directo a dedo, si quieres te pongo ejemplos uno por uno.

    • Carlota dice:

      El mantra que repiten siempre todos, sobre como es el proceso de selección en una orquesta europea, ya lo sabemos de memoria, siempre dicen el mismo (como curiosidad en Alemania que tanto se nombra , sino has estudiado en un conservatorio alemán, ni siquiera puedes presentarte, protegen a los suyos primero).
      Pero no dicen los manejos de este comité de empresa en la selección de candidatos, viciados desde el inicio de este, y algunos firmando actas cuando no estaban presentes en el examen, modélico comportamiento.
      El proceso de selección ha sido de todo menos trasparente, y si manejado por el comité y sus intereses personales. Ya lo dijo su líder públicamente en el periódico, en esta orquesta solo entra quien nosotros queremos.

  2. Se ruega a las personas que participen en este debate que guarden las normas de la netiqueta ya que no serán publicadas opiniones que no las cumplan.

    De los dos últimos comentarios se han quitado los insultos personales ya que este es un espacio de cultura.

    • Carlota dice:

      Le contesto como Webmaster de esta página, si animo que esto sea publicado, acepto que las reglas de su página sean no insultos y no confrontación hacia las tremendas mentiras que dice este señor Dilatante, miembro y músico de la orquesta claramente.
      Censura mi comentario y lo acepto. Pero no censura el del señor Dilante que se permite insultar a la señora Eduvigis que ha escrito este magnífico artículo diciendo verdades como puños. Y paso a relatarle los insultos del señor Diletante hacia la Señora Eduvigis, que usted no ha censurado.
      “querida y amada concertino” aquí claramente o la está llamando lesbiana, o está poniendo en la persona de Eduvigis unos supuestos sentimientos que pueden herir la sensibilidad de ella, y de más personas dando por supuesto que mantienen una amistad y esto no ha sido censurado.
      “Entiendo que usted no está familiarizada” aquí directamente la está llamando tonta e ignorante.
      “sus palabras están llenas de rabia por su estrecha relación con la familia” aquí la llama rabiosa y además dice que esta señora tiene una estrecha relación con que familia, con la de la concertino no, yo la conozco y no está en su círculo de amistades.
      Y por último todo el que cuenta el señor Dilante, músico de la orquesta es todo mentira fácilmente demostrable con papeles y documentos, que se por su actitud no le interesa a esta página cultural el tema de la confrontación.
      Simplemente le contesto el porque me he permitido salirme un poco de la ética que debe siempre ser guía de cualquier contestación, a veces te hierve la sangre ante tanta sinrazón, manipulación y mentiras.
      Por ultimo quisiera que quitara mi comentario censurado, que ya contestare sin insultos hacia el señor Dilante.

      • Estimada Carlota:

        Muchas gracias por su contestación. Trataremos de explicar la política de los canales.

        Todos los canales de Global Cultura, incluido este, pretenden ser un espacio para que los ‘actores’ de la cultura de todos los estilos y disciplinas puedan publicar, promocionar y difundir tanto su trabajo como asuntos relacionados con el sector. Y para ello las opiniones y el debate creemos que es una herramienta muy importante. Por eso hemos habilitado el sistema de comentarios que, por otro lado, nos trae muchos quebraderos de cabeza porque resulta una puerta de entrada para ataques maliciosos de hackers y de mucho spam. Pero creemos que compensa el sano debate que normalmente se produce.

        La razón de haber creado estos espacios de cultura es que, como sabrá, no tenemos otros sitios en los que poder hacer lo que le hemos descrito.

        Respecto a la difícil línea que a veces separa el insulto personal del debate ‘encarnizado’ de las ideas, no crea que no es fuente de problemas y debate para nosotros. Aquí todos trabajamos por amor al arte, y nunca mejor dicho. Si usted quiere también trabajar por amor al arte y encargarse de la revisión de los comentarios para intentar mantener el tono cultural y no convertirlo en una pelea de gallos ¡bienvenida al equipo!

        De lo contrario intentaremos seguir siendo lo más ecuánime posible y tratar de no perjudicar a nadie, porque no es nuestra intención.

        Pero en el caso que nos ocupa, tanto usted como la persona que firma como ‘Eduardo’ proferían graves insultos personales que no tenían ‘interpretación alternativa’. Pero tampoco queríamos que no se mostrara la disconformidad sobre la cuestión. Así que optamos por dejar el mensaje y quitar el ‘aderezo’.

        Muchas gracias por su comprensión.

      • Toño dice:

        La traducción de “querida y amada” como “lesbiana” no tiene ningún rigor. Pero, en cualquier caso, afirmar que “lesbiana” es un insulto es inaceptable hoy en día, ya que solo es una opción sexual.

        La traducción de “no está familiarizado” por “tonta e ignorante” es como un huevo y una castaña.

        La realidad es que este artículo solo tiene un Me gusta y por el contrario tiene más personas muy afectadas que interpretan las afirmaciones desde el odio. Y al final la culpa es de la web…

        Ver para creer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
banner ad
banner ad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR