Presentación del Museo de Santa Clara de Asís del Convento Las Claras

El presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, ha asistido hoy, jueves 16, a la apertura del Museo de Santa Clara de Asís, un espacio que aglutina gran parte de los bienes más preciados que posee el Convento de Las Claras. Melchior estuvo acompañado por el alcalde de La Laguna, Fernando Clavijo; el Obispo de la Diócesis Nivariense, Bernardo Álvarez; y la madre abadesa, sor María Luz, así como la vicepresidenta del Cabildo, Cristina Valido; la consejera de Museos, Amaya Conde; y el director insular de Cultura y Patrimonio Histórico, Cristóbal de la Rosa, entre otras autoridades civiles y eclesiásticas.

Ricardo Melchior agradeció “el esfuerzo realizado por todas las personas y entidades que han hecho posible que disfrutemos de este museo, en el que se refleja la historia de La Laguna y evangelización de Tenerife y Canarias. Su apertura contribuirá a que La Laguna sea aún más una ciudad Patrimonio de la Humanidad”.

Convento Las ClarasDe las nueve salas que lo formarán en un futuro cercano, hoy se han presentado tres: Regina Coeli, Mi Dios y Mi Todo y la sala de proyecciones. El visitante, tras visualizar un vídeo que relata el ayer y hoy de la vida conventual en la planta baja, podrá acercarse a la historia constructiva y restauradora a través de dos maquetas que se muestran en el claustro más antiguo; una dependencia aneja que ha conservado el nombre de su antigua función, De Profundis, expone el altar de plata que preside la iglesia en festividades señaladas, buen ejemplo de la solera que adquirieron los talleres de orfebrería laguneros del siglo XVIII.

En la planta superior, un espacio denominado Regina Coeli identifica su contenido, pues está protagonizado por la Virgen y muy especialmente por la Inmaculada, devoción tan querida por la orden de San Francisco; ahí se pueden observar diversas versiones tanto en lienzo como en talla de Ella, entre las que se destacan la que efectuó el pintor tinerfeño Gaspar de Quevedo, formado en los talleres sevillanos del siglo XVII o las del maestro grancanario Juan de Miranda y el pintor mexicano Francisco Antonio Vallejo, plenamente dieciochescas. No podían faltar en este ámbito las veras efigies de la patrona de Canarias, la Virgen de Candelaria, cuyo original desapareció en 1826, o iconografías que exceden el ámbito hispano, caso del alabastro que reproduce la Virgen de Trapani.

Finalmente, la sala Mi Dios y Mi Todo otorga el protagonismo a los grandes fundadores de la Orden, San Francisco de Asís y Santa Clar, de modo que están presentes sus reliquias además de lienzos que los figuran, entre los que cabe señalar en el orden religioso la Comida Mística presidida por el Cristo de La Laguna, imagen a cuya difusión tanto contribuyeron aquellas primeras clarisas que llegan a la ciudad en el siglo XVI.

El Cabildo de Tenerife, el Gobierno de Canarias y el Ministerio de Fomento y Cultura realizaron los trabajos de restauración (2ª y 3ª fases) del Convento de Las Monjas Claras en septiembre de 2011. Los trabajos de restauración, que tuvieron un presupuesto de 3,8 millones de euros, consistieron en la recuperación del inmueble para dedicar parte del mismo a las instalaciones del Museo Sacro. Para ello se ha redistribuyó el interior, creando nuevas dependencias adecuadas al mismo. Asimismo, se ha sustituido el pavimento existente y se ha realizado un tratamiento de nuevas fachadas y carpintería.

El claustro ha sido pavimentado y ajardinado con nuevas especies vegetales y se ha procedido a la restauración de muros, cubiertas, carpintería y rejería. También se ha procedido a la recuperación del ajimez y la escalera de caracol de acceso al mismo, así como la de un pozo ubicado en el patio.

Los trabajos de la primera fase, que tuvieron una inversión de 1,2 millones, consistieron en la recuperación del beaterio como zona de habitaciones de estancia y trabajo, así como en la edificación de nuevas habitaciones para la comunidad de monjas del convento. Además, en marzo de 2011 concluyeron los trabajos de restauración de la Iglesia, que incluyeron la repavimentación del templo y mejoras en la carpintería.

El Convento de las Monjas Claras tiene su origen en el año 1575 y alberga un interesante patrimonio histórico artístico. Declarado edificio protegido con la categoría de Monumento, es un convento de clausura propiedad de las hermanas Clarisas (Obispado de Tenerife).

Etiqueta: ,

Categoría: Espacios Culturales, Noticias, Portada Noticias, Tenerife

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR
Aviso de cookies