Luz Sosa expone en la isla de La Palma

Luz Sosa pintura_wideCuando la pintora Luz Sosa me dijo que su nueva exposición llevaría por título “Luz de La Palma”, me pareció un título acertado pues se trata de una obra luminosa, visual, con anhelo de hacer un homenaje a la isla de sus ancestros familiares. Un recuerdo a sus abuelos, especialmente a Don Pablo Péréz, el panadero de La Laguna y a su madre nacida también en el Valle de Aridane.

Un homenaje dedicado al colorido, a la emoción y a los festejos populares como la romería del Pino en el Paso o el día de los Indianos, la imagen empolvada como perfecta reencarnación de la nostalgia cubana o la clásica estampa de la Danza de los Enanos. Esa expresión del ritmo y del color, la plástica y la vivacidad, la sociabilidad. Escenas en movimiento muy bien tratadas con esa mano que maneja la chácara con fuerza o la niña que baila aireando cintas. Una exaltación a la memoria.

Evoca Luz en sus óleos el alma de la isla, de sus antepasados, con la paleta de colores de la Naturaleza, y nos muestra Los Faros y el blanco brillante de las salinas de Fuencaliente, el verdor y los riscos de La Caldera de Taburiente transformando el color en materia, en aire y agua, como decía el pintor Francisco Concepción. La belleza sencilla del paisaje.

Y la metáfora de la lluvia que inunda la plaza de Los Llanos de Aridane. Y como recuerdo rural y campesino de la isla de La Palma, la imagen de un cultivador de tabaco que se abre paso en medio del aire tibio de la plantación.

La pintora maternaliza la pintura con la presencia de niños, y ejecuta el candor e ingenuidad de la infancia. La mirada inmóvil en el retrato de un niño que se asemeja al joven de “Muerte en Venecia” esa imagen que tan bien supo reflejar el director de cine Viscontti. Muestra Luz Sosa la vitalidad del pincel en tres niñas de espalda y un niño de puntillas y dos niñas con sombreros de paja que tienen poesía.

Desde el año 2004 ha participado en exposiciones colectivas pos las islas canarias, así como en Barcelona, Valencia, Xátiva, en la Fiart: Feria Internacional de Arte Santo Domingo, así como en la Gallery New York. Ha recibido numerosos premios y menciones con una pintura directa, realista y sensorial…

Luz nos transporta en sus lienzos al mar, al agua y a la luz, a las transparencias de los verdes del Charco Azul y a las notas de color del Charco Verde. A la figura de un niño con sus piernas metidas en el mar al que ella le da tonalidades. Y nos lleva al azul real, al hondo azul de la Playa de Puerto Naos junto a bañistas que juegan en la arena negra, como si se tratase de un recordatorio de Sorolla.

En definitiva: Una exposición con casi una veintena de óleos luminosos en los que predomina el carmín y el color azul, el azul Ftalo. Y es como si el azul –que es un color frío- se abrazara al cielo y al mar de la Isla Bonita.

 

Foto de Rosario Valcárcel

Rosario Valcárcel

Blog-rosariovalcarcel.blospot.com

Etiqueta: , ,

Categoría: Artes Visuales, La Palma, Opinión, Rosario Valcárcel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR
Aviso de cookies