El Museo de Bellas Artes adapta su interior para las personas con discapacidad sensorial

| 05/06/2017 | 0 Comentarios
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

 

El Ayuntamiento emprende una serie de mejoras para facilitar el acceso universal a la cultura en las instalaciones de la pinacoteca municipal

Museo de Bellas Artes

Las instalaciones del Museo de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife han sido adaptadas con la aplicación de una serie de mejoras para que las personas con discapacidad sensorial puedan identificar mejor las obras de arte expuestas en sus salas.

El quinto teniente de alcalde y concejal de Cultura, José Carlos Acha, y el concejal de Accesibilidad, Carlos Correa, han recorrido la pinacoteca en compañía del director provincial de la Organización Nacional de Ciegos de España (ONCE), Andrés Guillén. Ambos ediles coincidieron en que las acciones realizadas tienen como propósito minorar las dificultades que puedan encontrar los visitantes del museo.

Tanto Acha como Correa se congratularon por la progresiva eliminación, a corto plazo, de todo tipo de barreras, de forma que el Museo Municipal de Bellas Artes se convierta, de manera efectiva y real, en un lugar abierto a todos.

En este sentido, Acha recordó que la instalación del ascensor, hace unos meses, “garantiza el acceso a los almacenes visitables y a las salas de exposiciones permanentes a las personas con movilidad reducida. Lejos de quedarnos ahí, se han venido realizando otros cambios y mejoras que faciliten la accesibilidad universal al importante patrimonio artístico del museo”.

Correa apuntó que, en este sentido, “se trabaja de la mano de los distintos colectivos de discapacidad y, como fruto de esa colaboración, la exposición temporal de pintura religiosa ya cuenta con un nuevo tipo de carteles identificativos en las obras. Se han realizado con letras blancas sobre fondo negro para facilitar su lectura a las personas que presentan dificultades visuales. También se han colocado carteles en braille y, durante los próximos meses, se irán instalando estas nuevas placas identificativas, por fases, en el resto de colecciones permanentes del museo”.

Una vez que todo el museo cuente con estos nuevos carteles e información en braille, la intención es ir instalando audio y video guías, a medida que se vaya contando con presupuesto para ello.

Acha y Correa incidieron en que estas estas pequeñas modificaciones facilitarán notablemente la accesibilidad a los fondos museísticos. Así se ha hecho en la sala ‘Pedro González’, situada al mismo nivel de la calle José Murphy.

Allí se exhibe en la actualidad una selección de pintura de paisaje del siglo XIX, con obras de Nicolás Alfaro y Valentín Sanz. Los cuadros se han colgado a una altura más baja de la habitual para permitir que puedan ser observados con comodidad por aquellas personas que utilicen sillas de ruedas. Del mismo modo, las puertas de las diferentes salas se han fabricado utilizando vinilos arenados para evitar los reflejos y que sean fácilmente reconocibles por las personas que tienen dificultades de visión.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

Etiqueta:

Categoría: Tenerife, Espacios Culturales, Museo, Noticias, Otras noticias destacadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
banner ad
banner ad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR
Aviso de cookies