Daniel Rodríguez: “No traicionarnos a nivel creativo y ser osados con los objetivos sin dejar de ser realistas”

| 10/09/2014 | 0 Comentarios
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

Daniel Rodríguez es el autor y director de “Para Noia”, desde siempre se ha sentido atraído por la ficción en todos sus géneros aunque siente especial preferencia por la comedia. Su primer éxito como guionista y director le llega de la mano del cortometraje “Cliché”, nominado a mejor corto en el Festival Nacional Mombasa Gin & Films.

Ha realizado y “guionizado” numerosos videoclips para artistas canarios como Víctor Lemes o La Perra de Pavlov. También el videosingle “paraqueseamosuno”, estrenado en 2014 en Argentina para el grupo marplatense Mimí Camelusa y “Amor para siempre” para el artista cubano Boris Larramendi (Ex-Habana abierta). Ha compuesto música para cine y documentales, así como para publicidad.

En la actualidad está escribiendo el que será su primer largometraje y también sus próximos proyectos teatrales.

‘Para Noia’ llegará al Teatro Guiniguada el próximo 20 de Septiembre. La maquinaria de Spin Off Ficción ya se ha puesto en marcha para que  todo esté listo y podamos disfrutar del espectáculo. Hoy, hemos tenido la oportunidad de entrevistar al autor y director de la obra, Daniel Rodríguez.

Daniel Rodriguez_wide

– Orígenes. Como surgió su deseo por el mundo del espectáculo? ¿Qué le llamó primero la atención?

Yo empecé más relacionado con el mundo musical. Empecé tocando con amigos, que siguen su carrera como músicos, y aunque mantengo la composición musical, incluso incluyo a veces piezas en mis proyectos, viré hacia la escritura de ficción de forma casi fortuita. Creo que no se me dio porque se me quedaban cortos los tres minutos y medio.

– ¿Cómo inició su formación? ¿Cómo comenzó su carrera?

Formación “formal” no he tenido. No es algo de lo que enorgullecerse, ya que la contrapartida es que te obliga a cometer todos los errores que no estudias. Aún así hay momentos que se relativiza todo. Mi formación es la que recibimos constantemente: lo que se ve en la pantalla, en los teatros, en los libros. Contar historias es inherente al ser humano, y uno inconscientemente va asimilando unos fundamentos, unas leyes, y si ese día tienes el sentido común despierto hace el resto.

– Evolución. ¿Cómo ha cambiado desde sus inicios hasta hoy?

Muchísimo. Cada proyecto nuevo me hace ver de una forma más clara los errores anteriores, y me descubre otros nuevos. Cada vez noto más factores que tienen que ver con la consistencia de los textos, con la “redondez”, los conceptos. Intento integrar lo bueno y mejorar en la medida de lo posible cada proyecto en base a los ya acabados.

– Proyectos en la actualidad… Comentemos la Obra de la que formas parte: ‘Para Noia’

Daniel Rodriguez guitarra– ¿Qué tipo de obra es, cómo la clasificarías, según tu opinión?

Para Noia es fundamentalmente una comedia. Una comedia contemporánea con tintes de estilos de humor variados. Ese es el envoltorio más evidente de la obra. De fondo hay otras cuestiones que van desde mi forma de percibir muchas de las relaciones interpersonales hoy en día hasta mi miedo a la muerte. Es una ventaja poder hablar de cosas que a uno le quitan el sueño desde el humor, porque permite ridiculizarte y relativizar cierto sufrimiento.

– Háblanos de la escenografía, en que os basasteis para diseñarla. Cobra un papel fundamental en toda obra teatral, ¿Qué habéis querido resaltar en ella?

La obra tiene mucho de la comedia americana, en especial de Woody Allen al que incluso se hace referencia desde la obra. Precisamente en la escenografía aparece un cartel de una película de Noia Galán (el papel que interpreta Yanely Hernández), y el fondo es la famosa imagen de Manhattan de Allen.

La escenografía, que corre a cargo de María Jesús Martínez, intenta por un lado acercar visualmente la obra a la sitcom americana, esa que plantea sus escenarios como un fondo de una viñeta, para intentar desubicar el contexto geográfico. La escena recrea la casa de Noia, una actriz de éxito internacional, pero intentamos darle a la vivienda un enfoque más íntimo, que nos mostrara a la persona que hay detrás de la estrella, sencilla y sin ostentación, para que el público empatizara y se diera cuenta de que, muchas veces, detrás de esas “estrellas” hay personas normales que también pueden sufrir los males de la vida cotidiana.

– ¿Cómo surge la idea, el contenido de la Obra?

Surge de Gustavo Mendoza, actor y productor ejecutivo también en la obra. Él tenía la idea desde hacía unos años y tuve la suerte de que me confiara el texto. Un día me comentó que siempre había pensado en una obra en la que ocurrieran ciertas cosas, con una actriz llamada Noia, el título,… Y fue maravilloso tener una idea tan buena, que a la vez me permitía libertad para desarrollar dentro de ella. Digamos que la primera capa de cebolla de la obra, la que establece la situación de partida, estaba hacía años en la cabeza de Gustavo. Gracias a esa primera capa y la potencia de la historia que él tenía yo pude desvariar y fragmentar la historia, ya que la base era muy jugosa y muy sólida para hacer comedia.

– Vemos que no sólo es el director, si no también el guionista, equipo técnico de sonido, diseño gráfico, iluminación… ¿Cómo lo ha compaginado?

Pues como todo el equipo, a base de echar más horas. Teníamos claro que confiábamos mucho en esta obra, y siempre quisimos llevarla a escena con la máxima calidad en todos los aspectos, pero estamos en un momento complicado económicamente y hay veces que nos toca asumir el esfuerzo de multiplicarnos para poder sacar adelante tus propios productos.

– ¿Tenía claro quiénes iban a formar el elenco de la Obra?

Tenía claro el personaje de Gustavo, ya que era obvio desde el principio que iba a participar en la obra, pero poder escribir su personaje sabiendo cómo lo iba a llevar a escena fue un lujo. Es un gran actor, con unos matices para la comedia que cristalizan en personajes que consiguen ser tan absurdos como creíbles.

Con Yanely se produjo una situación muy curiosa, ya que la utilicé como referencia mental para escribir, aunque de primeras no formaba parte del elenco. Cuando se produjo la posibilidad le mandé el texto (sin mucha esperanza, debo admitir), y a los tres días respondió diciendo que se sumaba al proyecto. Desde la primera lectura supimos que ella era Noia.

Jose Manuel Trujillo nos llegó recomendado por un amigo común, y lo más curioso es que el “Rubén” que nos ofreció no se parecía en nada al que yo tenía en mi mente. Aún así, nos hizo ver rápidamente que su Rubén aportaba otros matices a la obra y además permitía separar aún más las parcelas de cada personaje dentro del absurdo del texto.

– Cómo ha sido trabajar con ellos y con el esto del equipo. ¿Y la producción? ¿Os habéis encontrado con algún inconveniente?

Mi experiencia en el trabajo con los actores, que es la primera que tengo en el mundo del teatro, ha sido difícilmente superable. Son tres actores con un recorrido en la escena canaria sobradamente conocido y contrastado, y enfrentarme como primerizo con ellos me resultaba bastante intimidante los primeros días. Una de las cosas que más les tengo que agradecer, incluso más que el apoyo continuo hacia mí como director, es que me discutieran y cuestionaran todos los puntos que no veían claros en la obra. Gracias a esa franqueza desde el primer momento fui consciente de problemas en el texto y tuve la oportunidad de corregirlo, y en otros momentos en los que había disparidad de opiniones tuve la oportunidad de reafirmarme en mi visión de la obra, hasta convencerles de hacerlo “a mi modo”. Eso me hizo ganar mucha confianza en mí mismo en muy poco tiempo, y además durante los ensayos todos hemos aceptado sin problemas las opiniones de los demás y las equivocaciones de uno mismo.

– Cómo ves el resultado final de ‘Para Noia’

– ¿Alguna anécdota que quiera contar?

El resultado final de Para Noia es absolutamente satisfactorio. Aún me cuesta adaptarme a que cada vez que vea la obra, en ensayos y en funciones, nunca sea igual. Es algo que tiene muchas cosas positivas, pero yo vengo del audiovisual y aún sufro muchos nervios con respecto a lo “vivo” del teatro. Aún así no lo cambiaría por nada. Eso me lleva a pensar que la mejor representación de Para Noia que he visto se dio la madrugada antes del estreno, a la 1:00 AM. Realizamos un último ensayo general cansados, hambrientos y con ganas de llegar a casa… y fue perfecto.

– ¿Te atreves a realizar una crítica como si fueras un espectador?

Como autor me cuesta hacer una crítica “positiva” de la obra, me resulta muy raro. Puedo recomendársela a gente que conozco porque sé el sentido del humor que tienen e intuyo que les gustará, y puedo decirle al resto de personas que vayan a verla porque los actores están absolutamente geniales. Con la crítica “negativa” me resulta más fácil. No quiero destripar mucho de la obra, pero puedo decir que muchas de las cosas más criticables del texto son criticadas desde la obra misma, precisamente porque hacemos cosas arriesgadas de cara al público y soy consciente de que muchos podrían decir “oye, esto… me parece excesivo”. Aún así espero que la valoren en su conjunto y que les guste.

Daniel Rodriguez

– ¿Cuáles crees que son las cualidades básicas para dirigir una Obra de teatro?

Realmente no sé cuales son las cualidades básicas. Supongo que depende mucho del estilo de la obra, las necesidades para ponerla en pie. En mi caso es más fácil porque el texto que dirijo lo he escrito, así que solo estoy prolongando lo que imaginaba hasta el escenario, con la levadura inevitable del elenco y el equipo técnico que hacen que todo eso crezca, muchas veces más allá de lo tenía en mente. Las cualidades fundamentales, que no básicas, que le veo necesarias a un director de teatro serían la paciencia, la convicción en lo que se hace, el respeto y la comprensión hacia el equipo técnico, pues son los que no ponen cara al proyecto, y el respeto y la comprensión hacia los actores, pues son los que ponen cara al proyecto.

– ¿Cómo definirías con tus palabras a un director, y guionista?

Son básicamente personas que quieren contar algo, a veces incluso de manera inconsciente. En España la figura del guionista es mucho menos valorada que fuera, por lo que es más difícil vivir de ello. Aquí el guionista no suele vivir exclusivamente de la escritura, por lo que es complicado que desarrolle su potencial o se pueda permitir escribir sin presión y con garantías. Defino al guionista que yo conozco como alguien que sueña y escribe cosas que sabe que nunca llegará a ver plasmadas con fidelidad. El director normalmente es alguien que intenta plasmar su visión, en un formato “disfrutable”, a la vez que tiene que coordinar un montón de cosas y de gente que son quienes realizan la transmutación física del rodaje en producto. En estos tiempos la mayoría de directores que conozco son también guionistas, y al estar en la escena “underground” veo mucha experimentación y creatividad. Es un buen momento para directores y guionistas desde el punto de vista de la creación, pero no desde la estabilidad económica.

– ¿Cuál es su meta profesional? ¿Y humana?

Mi meta profesional es que el siguiente proyecto sea más ambicioso que el que estamos haciendo ahora. No traicionarnos a nivel creativo y ser osados con los objetivos sin dejar de ser realistas. Escalón a escalón seguir creciendo junto a mi equipo y que la meta, o el techo profesional, nos encuentre lo más tarde posible.

Como meta humana, “vivir” me parece más que suficiente. Sobre todo me gustaría seguir cumpliendo objetivos que me aporten realización personal, cosas tangibles de las que sentirme orgulloso en los momentos complicados. Pero sobre todo mi meta como persona es no traicionarme ni traicionar a los que me rodean,

– ¿Cómo utilizan sus seguidores Internet? ¿Cuál es su trayectoria en relación a Internet?

No tengo “seguidores” (por suerte o por desgracia)

– Debilidades y fortalezas de su sector cultural en Canarias.

Tengo la suerte de tener amigos que se dedican al mundo del arte al nivel más alto, viajando por el mundo con sus fotografías, llenando estadios, siendo entrevistados por televisiones en todo el mundo,… Cada vez que nos paramos a mirar la cultura en Canarias la frase se repite: En Canarias hay un “talentazo”… Es casi objetivo. El cruce de culturas, la apertura de mente, el buen clima para desarrollar cualquier actividad. En Canarias la Cultura con mayúsculas está muy sana, porque hay una gran actividad a nivel de calle, hay mucha gente haciendo lo que quiere hacer y mostrándolo. A nivel mercantilista o institucional es más difícil, porque hay una cierta preocupación con que el Arte o la Cultura canaria que se genera hoy no tiene las suficientes dosis de “canariedad”. Los canarios queremos seguir generando nuestra propia cultura, pero contemporánea. Manolo Vieira es un genio imposible de superar, un referente y una leyenda viva del humor canario, pero muchos no tenemos la necesidad de incluir “ños”, “baifo” o “miniño”. No huimos de los términos ni las temáticas, pero la sociedad avanza, vivimos en una de las ciudades más grandes de España y la globalización hace su trabajo también. Y cito a Manolo Vieira porque es uno de mis humoristas favoritos a nivel mundial, pero es tan grande para nosotros que aún nos cuesta no imitarle para ser considerados “humoristas canarios”.

– ¿Qué consejos le daría a una persona que se inicia en su especialidad hoy?

Que haga cosas. Que no caiga en la indolencia de hacer “lo que sea” y “como salga” pero que tampoco se obsesione con el perfeccionismo o con esperar a tener todos los medios a su alcance. En este mundo hay que hacer y hacer para aprender, con todo el respeto posible por la profesión, pero no sirve de nada tener cuatro proyectos en un cajón. Hay mucha gente con talento, pasión y ganas en este mundillo, lo mejor que podría hacer es juntarse a ellos para aprender haciendo.

La Perra de Pavlov – Sin tu voz

 

Enlaces de interés:

La Perra de Pavlov – Sin tu voz https://www.youtube.com/watch?v=OXcG_WgyyEk

La web de la compañía www.spinoffficcion.com

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

Etiqueta: , , ,

Categoría: Alicia Palma, Artes Escénicas, Canarias, Entrevistas, Espacios Culturales, Éxito anónimo, Gran Canaria, Opinión, Protagonistas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
banner ad
banner ad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR
Aviso de cookies