¿Qué he visto? Panorama desde el puente de Arthur Miller

panorama-desde-el-puente_miller_cuyas_wide

El pasado viernes se abrió la temporada del Cuyás con la obra de teatro Panorama desde el puente de Arthur Miller dirigida por Georges Lavaudant, un acontecimiento importante para esta ciudad que bebe del manantial cultural que cada temporada programa el Cabildo de Gran Canaria.

Tengo que decir que tenía unas expectativas muy altas respecto de esta obra por razones obvias; un texto de Arthur Miller y un elenco de actores de primer nivel.

A la media hora del comienzo de la función me di cuenta de que no sería todo lo bien que me esperaba, porque algo no me estaba cuadrando y no era otra que las risas, que en muchas ocasiones, la interpretación de Eduard Fernández estaba produciendo en el público y esa circunstancia no me cuadraba en absoluto. El texto de señor Miller es un drama, lo mires por donde lo mires, por arriba o abajo, por un lado o por otro y, desde mi punto de vista, no cabe otra interpretación si no queremos menospreciar el texto del autor norteamericano.

La duda que me queda es si la interpretación de Eduard Fernández, esa que por momentos sacaba una carcajada al público, fue premeditada o fue fruto de las confluencia de elementos que a mí se me escapan.

En definitiva me quedó un sabor agridulce, porque a esta función le faltó garra dramática y no porque el texto careciera de ella, que la tiene para dar y para regalar.

Al final se cerró la función con una ovación cerrada, pero sin los bravos unánimes de las grandes noches del Cuyás.

LA PUESTA EN ESCENA

El escenario está desprovisto de lo superfluo y solo hay en escena lo necesario para representar la obra. Ni más ni menos, que hace que los cambios en el escenario sean rápidos y eficaces que combinados con la utilización de los medios audiovisuales, acertados y precisos, dieran mucha agilidad a la función y eso es de agradecer.

LOS ACTORES

Los Eduard Fernández, Francesc Albiol, Mercè Pons, Marina Salas, Bernat Quintana, Pep Ambrós, Rafa Cruz, Sergi Vallès estuvieron a un buen nivel, destacando a Mercé Pons que fue la única que mantuvo el tono dramático desde el principio hasta el fin de la obra.

A la interpretación de Eduard Fernández le faltó esa garra dramática de la que hablábamos antes y que está en cualquier esquina del texto de Miller y que le sobraban esos giros irónicos que soltaba en algunos momentos de su interpretación.

LA DIRECCIÓN

La dirección Georges Lavaudant fue aceptable en su conjunto, pero le faltó transmitir la fuerza dramática que tiene el texto a los actores y cortar los posibles giros de humor en la interpretación, muy en especial en Eduard Fernández, porque, sinceramente, rompían la atmósfera dramática que este texto necesita y esa circunstancia dejó en mí una desazón que no pude quitar durante toda la representación.

EL TEXTO

El texto de Arthur Miller es un joya para los directores y para los actores porque tiene todos los elementos para poner sobre el escenario todas sus cualidades y dejar al público con la boca abierta, pero que esta función no fue así, se quedaron a medio camino y no aprovecharon la oportunidad que les puso en bandeja el texto del Miller.

SINOPSIS

En 1955, diez años después del desenlace de la Segunda Guerra Mundial, la inmigración ilegal es una realidad generalizada en los Estados Unidos. Eddie Carbone, un honrado trabajador de origen italiano, vive obcecado por la pasión devastadora que siente por su sobrina, a la cual adoptaron él y su esposa cuando la chica quedó huérfana. Una situación insostenible que le superará, le llevará a traicionar a la familia y a romper la ley de silencio establecida entre los trabajadores, mayoritariamente inmigrantes, del puerto de Nueva York.

CARA A CARA

Autor: Arthur Miller (Nueva York, 1915-2005)

Es uno de los dramaturgos más importantes del siglo XX. Hijo de una familia de inmigrantes judíos asentada en Nueva York, es el autor de la obra que revolucionó el teatro americano: Muerte de un viajante, por la que ganó un premio Tony y un Pulitzer. Siguieron la estela de éxito Todos eran hijos míos, Las brujas de Salem y Panorama desde el puente, consideradas obras maestras del teatro contemporáneo. Casado con Marilyn Monroe, Miller le escribió el guión de Vidas rebeldes para que la interpretase junto a Clark Gable.

“El teatro no puede desaparecer porque es el único arte en el que la humanidad se enfrenta a ella misma.”

Director: Georges Lavaudant (Grenoble, 1947)

Reconocido actor y director francés, famoso por sus puestas en escena de gran formato creativas, sobrias y muy visuales. Ha dirigido artísticamente los principales teatros franceses y sus montajes se han podido ver por todo el mundo. Hace teatro para transmitir “la pasión por la vida”, y no le tiene miedo a ninguna disciplina: ha representado danza y teatro clásico.

“Mi primer encuentro con el teatro fue mirar la vida y sorprenderme por la variedad del mundo. Quiero ser fiel a esta idea ingenua.”

Etiqueta: , , , ,

Categoría: Artes Escénicas, Gran Canaria, Moisés Morán Vega, Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies info

ACEPTAR
Aviso de cookies